.status-msg-wrap {visibility:hidden;display:none;}

jueves, 2 de febrero de 2017

Julio Velandrino y Oriol Lomas en "La Taúlla"

Los que me conocéis bien, sabéis que con la edad cada vez soy más fanática de la verdura y del pescado, y por suerte estamos en una zona donde ambos son de muy buena calidad.

Parte de la culpa de que me apasionen estos dos productos, la tiene Julio Velandrino, ya que trabajandolos de manera impecable, consigue platos extraordinarios, que te quitan el "sentío".

Ya hemos ido varias veces a su restaurante "La taúlla", y en todas hemos salido con muy buen sabor de boca. Pero, esta vez ha sido una cena un poco diferente, puesto que nuestro Julio cocinaba a 4 cuatro manos junto a su compañero en Top Chef, Oriol Lomas, el creador de "Free Style Cooking"

El menú que ofrecieron, tanto en el servicio de comidas como en el de cenas, el pasado jueves 26 de enero, tenía absolutamente la firma de Velandrino, pero con un toque un poco más "desenfadado", dado por el chef catalán.

Llegar a la Taúlla, es como llegar a casa de un amigo, en donde los camareros ya te reciben con unas patatas "Acho" y una cervecita bien fresquita.

Para empezar, "Dips con crema de berenjena, salsa de piquillo y mejillones", que el propio Oriol terminaba y emplataba en la sala. Un plato estupendo, muy ligero y divertido de comer, el perfecto para romper el hielo y para terminar sorteandose el ultimo "nacho".  Si hay que encontrarle un "pero", podría ser, que el sabor de piquillo se comía un poco a la crema de berenjena.

Fotografía © Braulio Martínez Ben Amar

Continuamos con "Parmesano, pamplinas, leguminosas, tirabeques, brotes de lentejas y caldo de caza", un plato delicioso, en donde el caldo caliente (que te lo sirven en propia mesa), combinan de una manera perfecta con las leguminosas crudas. Lo que suena raro es el parmesano en el centro del plato, pero nada más lejos de la realidad, puesto que tiene un sabor muy sútil y una esponjosidad, que hacen que este plato sea un 10.

Fotografía © Braulio Martínez Ben Amar

¡Y vamos con el tercero!, Monocromático con naranja, zanahoria, calabaza totanera, con salsa de foie, miso, y brotes de lechuga. Este, te lo explicaba el propio Oriol, miestras terminaba tu propio plato con ralladura de naranja. Un entrante muy suave, ligero y bastante fresco.

Fotografía © Braulio Martínez Ben Amar

Y es momento del plato estrella de Julio "Huevo a baja temperatura y crucíferas", cada vez que lo pruebo me gusta más, incluso en casa hago mi humilde versión. Esta vez, Oriol le daba su toque, añadiendo chile poblano, chocolate y ajonjolí, y desde luego es un toque divino, te dejaba un simulado picorcillo muy agradable en boca. Y  este momento te daba la sensación de que no había suficiente pan de pimentón en mesa para rebañar el plato.

Fotografía © Braulio Martínez Ben Amar

En el pase de la comida ahora vendría el arroz, pero como nosotros hemos ido por la noche, este arroz fué sustituido por una "Dorada del mar menor y caldo de ceviche", ¿que podemos decir de este plato?, pues que el pescado tenía una cocción perfecta y la crema de ceviche le daba un frescor, que hacía nuevamente que la vergüenza no existiera y cogieras pan y ... "a mojar".

Fotografía © Braulio Martínez Ben Amar

Ya sé que al principio del post comecé a hablar de la buena mano que tiene Julio con las verduras y el pescado, pero, con la carne no se queda corto, y lo demostró con el "Secreto de cerdo, parmentier de patata y cebolla", una carne que se te deshacia en boca, y que te dejaba un toque a ahumado extraordinario, gracias al horno japonés que usan para  uno de los procesos de su elaboración. Estábamos, bastante saciados, pero... si viene Velandrino y te ofrece más de esa delicosa carne...¿que hariáis? ... nosotros repetimos.

Fotografía © Braulio Martínez Ben Amar

Y para acabar ¡¡El postre!!, otro clásico y delicioso plato de Julio, su versión de la tarta de queso. Una espuma de queso, con dulce de leche, crujiente de barquillo y helado de remolacha...sin palabras.

Fotografía © Braulio Martínez Ben Amar

En definitiva una gran velada, buena comida, buen ambiente, como en familia. Y la guinda del pastel, es haber podido disfrutar de este gran postre junto con la maravillosa Eva Abril, presentadora de "El corazón de la Fiesta" de 7TV.
 

5 comentarios:

  1. Menudo lujo de menú. A mi me encanta de vez en cuando ir al un restaurante de un cliente que prepara unas delicias parecidas. Un besazo.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. La verdad esque fue un lujo!!, nos gustó mucho, pero como siempre que vamos a "La Taúlla de Julio Velandrino".

      Eliminar
  2. Me encanta este tipo de comida, cuando salgo me gusta conocer sitios nuevos y que me sorpran
    enda

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Pues si estas o vienes por Murcia, no dejes de ir a La Taúlla, seguro que te sorprende

      Eliminar
  3. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar